Tatuajes Japoneses: El Ogro Oni

Los diseños de tatuajes japoneses son de lo más populares, eso ya lo hemos visto decenas de veces en CuerpoyArte. Y de estos diseños, hay ciertos personajes y símbolos que se repiten constantemente: dragones, peces koi, geishas, flores... pero hay un personaje monstruoso que seguramente hemos visto muchas veces y probablemente no sepamos de qué se trata: ese es el Oni, un ogro o troll que realmente mete miedo.

Pese a ser aterrador, violento, cruel, devorador de humanos, y portadores de enfermedades y epidemias, es uno de los diseños de tatuajes más populares. ¿Por qué es tan querido si es tan atemorizante? Pues, son japoneses, y siempre alguna explicación hay. Eso es lo que intentaremos develar.

El Oni es un ogro o monstruo del folclore japonés, que forma parte de muchos mitos y leyendas ancestrales, relacionado con los demonios y el mal (se dice que el Oni es el encargado de llevarse las almas al infireno Budista). Se caracteriza por tener forma humana, dos cuernos, garras afiladas, cabellos sucios y despeinados y un garrote o cachiporra. Generalmente son rojos o azules, aunque son representados de muchas formas, colores y aspectos (incluso puede tener más o menos dedos que lo normal).

  

Si bien es un demonio, el Oni es un tatuaje muy popular entre los japoneses, pues simboliza representa lo irreal, lo mágico, pero además representa fuerza y bravura, y en algunos casos protección.

El Oni es además muy representado con máscaras de expresiones feroces y aterradoras, que las personas se colocan para danzar en los rituales religiosos, pero también en las representaciones teatrales y artísticas tradicionales de Japón.

 

Artículos recomendados