Reseña de Iron Man: La película


A pesar de todo del dinero invertido en promoción, Iron Man no es una buena película pero logra tener algunos momentos entretenidos.

Quizá a muchos les haya parecido una película genial o divertida pero a mí me parece conformista, simple y realmente poco efectiva. Si quieren lograr que tomemos en serio el horror que provoca el tráfico de armas, deberían dejar de hacer chistes malos cada cinco minutos y mejorar un poco el diálogo.

También es bastante molesto que se pasen hablando el 90% del tiempo sin hacer nada. Iron Man como tal aparece en menos de 20 min de las dos interminables horas de la película y sus escenas de acción son bastante mediocres y lentas. Entiendo que es la historia de origen del personaje pero eso no le impidió a Batman Begins lograr una película atrapante y muy bien filmada.

La trama es bastante tonta y no intenta tener profundidad, estilo o inteligencia sino que se conforma con mostrar escenarios elegantes, autos lujosos y no arriesgar nada con tal de no alienar a ningun miembro de la audiencia que contribuye con su dinero a las arcas de Marvel Studios.

Debe parecer que odio esta película, pero no es así. Simplemente me parece mediocre y poco refinada y tenía todos los elementos para ser mucho mejor, especialmente con los actores principales los cuales son uno de los elementos más destacables.

Robert Downey Jr. se esfuerza mucho por lograr un adecuado balance entre arrogancia e inceritdumbre en Tony Stark mientras que Jeff Bridges nos trae un excelente villano el cual puede ser carismático y elegante en un momento y amenazador y destructivo al siguiente sin perder credibilidad.

La mejor parte es el final ya que nos reserva no una sino dos sorpresas, ambas bastante gratas y que muestran las posibilidades para el personaje las cuales espero se logren realizar en la siguiente película ya que a esta les salió un poco oxidada.

Puntaje: 6/10- Si están aburridos véanla pero no olviden que es para pasar el rato.

¿A ustedes qué les pareció?

 

Artículos recomendados